1/4/18

IV ERA. Encuentro Romántica Armilla. Granada.

Una ilusión mayúscula: hablar de mi novela. 
Era la tercera vez que asistía a este evento. Unas veces como correctora, otras como lectora, el caso era disfrutar de reuniones como esta en la que prima dar más visibilidad, si eso puede ser posible, a la novela Romántica, ponerla en el lugar que le corresponde y conocer nuevos títulos y plumas. 

Pero este año, el 2018, se convertía en uno muy especial. Era la primera vez que llevaba mi novela más allá de mi tierra. La oportunidad que me brindaron haciéndome un huequito sus organizadoras fue tremendamente maravillosa. Creo que, muchos estarán de acuerdo con esto, cuando un escritor presenta su novela, y sobre todo la primera, todo lo que te rodea se envuelve de un halo muy especial. Ha pasado casi un mes desde que se celebró y todavía lo tengo reciente, grabado en el cerebro; imposible de olvidar. No borraría ni un solo momento de los que viví allí. 
Tocó madrugar la mañana del sábado, 3 de marzo. Hacía frío, viento y amenazaba lluvia desde el primer rayo de sol. Nada importaba si el fin era llegar a Armilla. Le ponemos muchas ganas durante el año para poder asistir, esperamos con ansia que pasen los días, porque no solo es un evento más. Es el momento del reencuentro, de conocer nuevas personas, nuevos compañeros de letras, nuevas amistades que, a golpe de tecla, durarán mucho tiempo.

Porque sí, las redes sociales unen y el ERA aún más. Hacía años que seguía a una escritora maravillosa como Amber Lake (junto a ella en la izquierda) y fue una inmensa alegría saber de ella tan cerquita, a solo unos metros. Y en el centro de la foto, Emi Gómez, vino desde Mallorca, pude conocerla en persona por fin, y pasar con ella todo un día sensacional. Ahora queda el recuerdo y las ganas de que se vuelva a repetir. 

Otra de las ilusiones que se cumplieron ese día fue la de ver ejemplares de mi novela junto a otros tantos que siempre buscas entre las estanterías de las librerías. 
Feliz, contenta, ainsss, creo que no tengo palabras...

Pero lo mejor de todo no es la novela, no es lo que se pueda vender allí, ni mucho menos, lo mejor de todo es el REENCUENTRO con tantas y tantas personas que un día llegaron a mi vida y que espero no se marchen nunca de ella. Mi adorada Dama Beltrán, mi queridísima Paola C. Álvarez, la loca de Gema Tacón... 

Erika Sánchez, Puri, Marian Rivas y un montón de gente más que se va uniendo al grupo... 


Conocer nuevas personas como Amaia B. Madison, Lith Pattersen (tengo pendiente su novela) Estefanía Jiménez... Regi, oh mi Regi, nos vemos de año en año, pero siempre con la sonrisa tatuada en la cara. Raquel Plaza, otro placer verte de nuevo. 

Y no podía olvidarme de mi «morritos», la más especial, la amiga que todo el mundo quiere tener porque ella se hace querer, Carmen Soler (a la izquierda en la foto superior). Madrugó para que yo pudiera asistir a la primera mesa del sábado, a las diez de la mañana... Y como ves en la foto inferior derecha, el mal tiempo nos acompañó. A la izquierda, los cuentos infantiles que me tocaron el sorteo, que, bien firmaditos por su autora, Amaia B. Madison, fueron directos a su destinataria al día siguiente, la pequeña Cristina. 

Hacía mucho tiempo que no me pasaba por aquí, y nada mejor que dejar plasmado en el espacio virtual lo que supuso un día largo, pero lleno de satisfacciones. Los lectores que se acercaron a mí para que les firmara su ejemplar, los abrazos guardados durante mucho tiempo, las alegrías por vernos de nuevo o las de conocer a otros tantos, qué mas se puede pedir... solo que el año que viene sea como este y podamos disfrutar de otro encuentro más.

Gracias, Dama; gracias, Paola C., gracias, Alisa; gracias, Paola Fsl; gracias Almudena, por crear de la nada algo tan especial. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Te invito a compartir tu opinión sobre lo que has leído, siempre desde el respeto y la educación.
Cualquier comentario fuera de tono, ofensivo, spam o que no esté relacionado con la entrada en cuestión será eliminado de forma inmediata.

Gracias por dejar tu huella en este blog.